¿Por qué Evita Pueblo?

Por: Abril Maistruarena

La oportunidad de realizar una práctica profesional en el ámbito hospitalario es para tenerla muy presente, junto con la industria, es uno de los ámbitos más difíciles para ver desde adentro siendo aún alumno. Esta experiencia de casi tres meses, puede enseñar muchas cosas, tanto a nivel académico como personal. Además, puede ayudarte en la decisión de aspirar o no a un cargo de residencia, lo cual es una gran ventaja, sobre todo en el caso de los alumnos que no tienen muy en claro qué hacer una vez recibidos (aunque claro, el ¿y ahora? es un factor común entre todos los recién graduados de cualquier carrera).

Al Hospital Evita Pueblo de Berazategui no lo definen 30 kilómetros de distancia al centro de La Plata. Tiene tal potencial en cuanto a variabilidad de tareas y a diferentes puntos en los cuales se puede trabajar, que te permitirá realizar una práctica muy ligada a tus preferencias personales, aún cumpliendo las exigencias de la cátedra.

Sólo por nombrar algunos de los servicios del hospital, tanto Pediatría como Clínica de adultos, están acostumbrados a trabajar con un representante de Farmacia en los pases de sala. Así se trate de un residente, o de un simple alumno de prácticas, se los acepta dentro del grupo de trabajo, y sus aportes son tenidos en cuenta. En Terapia Intensiva, aunque ya no durante pases de sala, también el impacto de Farmacia es importante, especialmente en lo que respecta a racionalización del uso de medicamentos por el servicio, y en la farmacoterapia del paciente.

En cuanto a lo pedagógico, es una unidad docente que tiene muy en cuenta las in-quietudes del alumno. Desde propuestas como preparar un jarabe antibiótico, asistir diariamente a los pases de sala (así lleve toda la mañana), hasta presenciar un nacimiento (previa autorización del Servicio de Tocoginecología), todas son escuchadas y se busca la manera de realizarlas. Esto hace que se cree un clima de trabajo y aprendizaje difícil de encontrar, donde prácticamente no existe una rutina y un día puede ser muy diferente al anterior. Esta libertad que se le brinda al alumno, hace que sea una práctica académicamente muy explotable, durante la cual se aprende mucho y que genera que los trabajos finales sean muy interesantes.

Así como hay tiempos para trabajar, también los hay para descansar. Mates, algo rico y alguna anécdota, profesional o personal. Realmente el equipo humano es de destacar, y considerando que serán 250 horas a compartir, es un factor importante para tener en cuenta.

Sobre el viaje, toma 1:10 horas de ida, y lo mismo de regreso; en internet pueden encontrarse los horarios y paradas del transporte (418) desde y hacia La Plata. Siendo muy raras las veces que no se cumple la frecuencia, es suficiente con ser puntual para no perderlo. Puede volverse tedioso, sí, pero vale la pena y sólo es cuestión de encontrar algo que hacer durante el viaje. Escuchar música, leer algo, estudiar, dormir… Con el antecedente de que algunas vacantes de industria se per-dieron porque a lo largo de los años no hubo alumnos dispuestos a viajar, les pido que esto no sea un impedimento para aprovechar el lugar que sólo por amor al arte ofrece esta unidad docente. En ambos cuatrimestres del 2015 se ocuparon las vacantes, y de las cuatro alumnas que lo hicimos, estoy segura que ninguna se arrepiente.

DIALOGO ABIERTO:

¿Cuáles son los criterios qué se utilizan para seleccionar una Unidad Docente en la cual realizar las Prácticas Profesionales?

Puedes expresarlo a través de los comentarios

Información sobre la Autora:
Alumna de la carrera de Farmacia de la UNLP, cursó Prácticas Farmacéuticas en Farmacia Hospitalaria.

4 pensamientos en “¿Por qué Evita Pueblo?

  1. Hola soy estudiante de farmacia de la UBA me interesa algun contacto para realizar la practica en este hospital ya que vivo en Berazategui

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *